Metodología en educación infantil del CEIP Joaquín Costa

La metodología que se usa en las aulas de educación infantil del CEIP Joaquín Costa de Tarazona, se basa fundamentalmente en la METODOLOGÍA “AMARA BERRI” cuyos orígenes tienen lugar en el País Vasco.

Habría que remontarse hasta los años 90…..cuando en Tarazona y apoyad@s por el centro de profesores, un grupo de maestr@s de la localidad buscaban formas de “hacer” en el aula que les proporcionaran la seguridad necesaria para dejar atrás ese trabajo con libro de texto que tanto condicionaba el quehacer diario en los niveles de educación infantil….

De esa necesidad surgieron grupos de trabajo que les permitieron entrar en contacto con profesionales de San Sebastián y que ofrecían esta alternativa como una metodología libre, abierta, organizada, inclusiva,…

Desde ese momento el CEIP “Joaquín Costa”, se unió a este “forma de hacer” como un alternativa muy válida, siempre abierta a mejorar.

¿En qué consiste esta metodología? Podemos decir que el principio y objetivo fundamental es el NIÑO Y LA NIÑA COMO CENTRO del sistema educativo. Pero además, hay otros principios fundamentales como son la libertad, creatividad, individualización, actividad y socialización.

Para conseguir todo ello, las aulas están diferenciadas en ESPACIOS DE APRENDIZAJE en los que los alumnos se sienten libres para realizar las diferentes tareas que se proponen.

Los espacios, se van ampliando conforme aumentamos de nivel, manteniendo algunos en todos los cursos como son:

  • ESPACIO DE LA CASITA. En el aula de 3 años se trata de una casita de madera de dos pisos en la que los niños pueden entrar, salir, subir y bajar, con un objetivo claramente psicomotor. En 4 y 5 años este espacio se mantiene pero es más reducido: es una casita de madera pero a piso llano en la que podemos encontrar utensilios reales, de la vida cotidiana, entre otros. El objetivo fundamental es el juego simbólico y la imitación del mundo del adulto.

Añadido:

  • ESPACIO DE LA PINTURA. En este espacio el objetivo fundamental es el desarrollo de la creatividad libre de los niños y las niñas. Consideramos importantísimo que se sientan libres para coger su papel y se preparen todos los materiales necesarios para realizar su propia obra de arte.

  • ESPACIO DEL TEATRO. En las aulas disponemos de un escenario en el que los niños representan una y otra vez el cuento trabajado. Se trata de un espacio en el que se trabajan infinidad de contenidos: estimulamos el lenguaje, animamos a la lectura, desarrollamos la creatividad, la expresión oral, la representación corporal y también la representación gráfica. Una de las primeras tareas a realizar es preparar el decorado; cuando se ha representado varias veces los niños y niñas pueden representar escena por escena en formato papel y realizar tareas propias a partir del cuento. Este espacio es también muy importante puesto que es donde trabajamos la aproximación a la lectoescritura. En tres años mediante tareas de grafomotricidad, propuestas con su nombre… en cuatro años con la sesión de payasos (discriminación visual y auditiva de fonemas) y en cinco años con tareas de expresión escrita.

Además de estos espacios que como ya he indicado, son comunes a los tres niveles y se ajustan al desarrollo y momento evolutivo de los alumnos, hay otros que son particulares de cada curso:

  • En tres años, también tenemos el ESPACIO DE LOS JUEGOS: los alumnos disponen de juegos variados: puzles, juegos de motricidad fina, de coordinación óculo-manual…
  • En cuatro años se añade el espacio de CARGA Y DESCARGA en el que se trabajan conceptos lógico-matemáticos y donde el protagonista estrella es el carretillo en el que deben clasificar figuras geométricas según unos patrones dados que ellos mismos eligen.
  • En cinco años aparecen dos espacios muy importantes: EL ESPACIO DE LA TIENDA Y EL ESPACIO DE LA IMPRENTA.

  1. ESPACIO DE LA TIENDA: los alumnos crean los productos de su propia tienda y una vez que se pone en marcha, se disponen a comprar y vender.
  2. ESPACIO DE LA IMPRENTA: se produce el cambio a la letra cursiva mediante una imprenta de tampones con letras. Además aparece un elemento que les resulta muy motivador: la carta. Escriben cartas a sus compañeros y familiares que envían al buzón de la clase y que leemos al menos una vez en semana.

 

Al tratarse de un colegio de una sola vía, la coordinación entre los tres niveles de educación infantil es imprescindible; llevamos la misma línea pedagógica adaptada a cada uno de los momentos evolutivos de los alumnos.

Todos los espacios, tratamos de globalizarlos siempre que es posible entorno a un PROYECTO EDUCATIVO: los alumnos eligen una serie de temas que les interesaría trabajar, ponemos en común los de las 3 aulas y elegimos uno de común interés para todas las aulas. Comenzamos preguntándoles qué quieren saber y nos ponemos manos a la obra.

También tenemos otros temas que trabajamos de manera común como son:

  • Esquemas rítmicos. Fundamentales para el desarrollo del ritmo y de la lateralidad.
  • Audiciones musicales. Les proponemos diferentes audiciones a lo largo del curso y a partir de ella trabajamos ritmo, biografía, emociones…
  • Trabajo de autor. Elegimos un pintor a partir del cual recreamos algunas de sus obras. Acabamos conociendo su biografía y muchos de sus trabajos.
  • Programa de desarrollo neuromotor. Previo a la pandemia, lo primero que hacemos cuando llegamos a clase es realizar patrones de movimiento importantes para el desarrollo neuromotor. Trabajamos patrones fundamentales como el gateo, patrón contralateral cruzado, subir y bajar escaleras…

Esperamos que os haya gustado nuestra forma de ver la educación infantil.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.